ORIGEN

Todo

esto comienza en el principio de la historia, en la historia de las piedras. Las piedras tienen una historia de millones de años atrás, entonces, ahí comienza la historia del Fuego Sagrado de Itzachilatlan.

Antiguamente, con el nombre original que nuestros abuelos utilizaban, Tonal Teokalli, que es la casa del creador, la casa de nuestros antepasados. Entonces, la tradición, el camino rojo, el fuego de la media luna, el fuego de las siete generaciones, el fuego de nuestros antepasados, todo esto, es uno mismo. Recordamos nuestra historia como nuestro padre, que es el fuego sagrado.

Padre y Madre, o los dos en uno. Ome Teotl,que quiere decir dualidad creadora.

El mismo principio es el misterio, o es el origen del Gran Espíritu. El primer hombre, la primera mujer, salió del fuego de nuestra madre tierra y de nuestro padre el Gran Espíritu.

F S I.

FUEGO SAGRADO DE ITZACHILATLAN
Somos una organización tradicional del Camino Rojo, Camino del Corazón, una senda espiritual de la sabiduría ancestral de las 4 razas.


Practicamos enseñanzas e instrucciones dejadas por nuestros ancestros a través de espacios rituales y ceremonias tendientes a producir el encuentro con uno mismo, con la naturaleza y con lo sagrado de la vida, a través de experiencias personales y grupales.


Estamos presentes como organización en América y Europa desde hace más una década, realizando importantes encuentros y ceremoniales entre los que cuentan las Búsquedas de Visión, las Danzas del Sol, las Danzas de los Espíritus, los Temazcales, los trabajos con la Pipa Sagrada, entre otros ceremoniales de la Tradición.


Nuestra misión es velar por la paz y dignidad, así como por el rescate, reactivación y sostenimiento de la sabiduría ancestral de nuestra herencia para ponerla al servicio del ser humano, reconociendo a nuestra Madre Tierra y sus elementos como los creadores de la Vida, los cuales debemos honrar y proteger para sí misma y las futuras generaciones.

Por todas nuestras relaciones

Aho Metakuyasin